Hacer que los racistas sientan miedo de nuevo

Weathermen, Young Lords y, sobre todo, el Black Panthers Party. Estos son algunos de los grupos y organizaciones que, surgidos en Estados Unidos a partir de los sesenta, abrazaron el marxismo-leninismo o el maoísmo. Y, en algunos casos, se armaron. La aparición de Donald Trump, y el clima de alarma social creado, ha recrudecido la tensión en las calles de un país acostumbrado a los incidentes violentos, los tiroteos y la presencia de milicias y grupos paramilitares de extrema derecha. Los Red Guards (Guardias Rojos), sin embargo, son algo muy distinto.

Los Red Guards en la cabecera de una manifestación antifascista  

Los Red Guards en la cabecera de una manifestación antifascista

 

Fundados en Austin, Texas, aunque llevaban funcionando desde hacía tiempo, han adquirido un gran protagonismo al acudir armados con ametralladoras a una concentración antirracista celebrada en 19 de noviembre, haciendo frente de esta forma a los convocantes, el movimiento racista White Lives Matter. Exhibían carteles en los que podía leerse «Make Racist Afraid Again» («Haz que los racistas se asusten de nuevo»), parafraseando el de la campaña de Donald Trump: «Make America Great Again» (Haz América Grande de Nuevo). Tras la contramanifestación publicaron un comunicado que terminaba diciendo: «Es nuestro deber como comunistas, y específicamente como maoístas, llevar adelante la lucha contra los fascistas que tantos de nuestros predecesores han perdido la vida derrotando. NO CREEMOS en la libertad de expresión del odio, y siempre vamos a enfrentar y bloquear a estos bichos cuando tratan de hacer una aparición. Como maoístas, creemos firmemente que los supremacistas blancos necesitan ser enfrentados y abrumados por una fuerza mayor. Es por eso que organizamos una unidad armada partidista bajo nuestro mando […]. Nunca más tendremos otra masacre de Greensboro, donde el KKK mató a comunistas que gritaban “¡Muerte al Klan!”»

Miembros de los Red Guards armados el 19 de noviembre.

Miembros de los Red Guards armados el 19 de noviembre.

También han acudido a protestar frente a manifestaciones antiabortistas organizadas por grupos provida, y su lema es «No votes. ¡Rebélate!».

Carteles de los Red Guards llamando al boicot electoral

Carteles de los Red Guards llamando al boicot electoral

En su web, recomiendan estas lecturas:

Mao: The Real Story de Alexander Pantsov.

The Battle for China’s Past: Mao and the Cultural Revolution de Gao Mobo.

Mao’s Children in the New China: Voices from the Red Guard Generation de Jiang Yarong y David Ashley.

Fractured Rebellion: The Beijing Red Guard Movement de Andrew G. Walder.

The Cultural Revolution in the Foreign Ministry of China de Ma Jisen.

Mao’s Little Red Book: A Global History de Alexander C. Cook.

Evaluating China’s Cultural Revolution and Its Legacy for the Future del MLM Revolutionary Study Group.

Frente a las críticas recibidas por parte de la prensa oficial y los liberales, los Red Guards se defienden: «Mientras que los liberales son bienvenidos con sus escoltas policiales, los comunistas son rechazados. La policía no quiere que la ciudad se vea afectada. Debemos seguir adelante, rechazando esta estrategia que es la mejor para los cerdos y distinguir entre resistencia militante y las atrasadas y erróneas nociones que dicen que el amor puede parar a un monstruo como Trump o a su base de apoyo de fascistas».

Página de facebook de Red Guards

Página de facebook de Red Guards