Johnny Cash, GG Allin y el terror en América

Es una fotografía que puede servir para narrar varias décadas de rock and roll. Dos mundos aparentemente distintos. Un cantante, GG Allin, metido en su mayor espiral de locura y atrocidad, junto a una leyenda redimida, Johnny Cash. Es el 1 de junio de 1993 y el temido, casi proscrito e inusitadamente peligroso GG Allin, al frente de los Murder Junkies, había actuado esa misma noche en el Five Star Londge, en Branson, en Missouri. Sin embargo, Allin solamente hizo un show acústico. Un puñado de canciones que había grabado en la habitación de un hotel. Al terminar, cuando supo que Johnny Cash estaba a punto de comenzar su show muy cerca de allí, en el Wayne Newton Theater, no lo dudó. Comenzó con «Ring of fire», y luego fueron desfilando «Folsom Prison Blues» o «I walk the line», entre muchos otros clásicos. En medio de una de estas canciones, Allin apareció ante él con su casco nazi y su habitual y demencial imagen.

GG Allin entregándole una camiseta de su banda a Johnny Cash

GG Allin entregándole una camiseta de su banda a Johnny Cash

En la imagen vemos como le intenta entregar una camiseta, la de su banda para la gira «Terror in America». No sabemos si Cash la recogió.

Imagen de la camiseta que le entregó a Cash

Imagen de la camiseta que le entregó a Cash

Al día siguiente, Allin y los suyos marcharon hasta el Cow Palace, en Joplin, donde únicamente acordaron actuar si previamente se les pagaba, mientras el resto de las bandas con las que compartirían cartel huyeron despavoridas ante el inminente caos que se avecinaba.